«Llegó por recomendación médica, Samantha me ayudó a descubrir una nueva visión de la vida, a relajarme después de la jornadas de trabajo, a respirar profundo antes de dejar salir la leona que llevo dentro, a quererme y poner en valor mi persona, a relajarme para intentar superar las noches de insomnio… El yoga cambió mi vida física y mental, y nunca lo hubiera conseguido sin Samantha, una profesional seria y sincera»